El efecto germicida del alcohol es inmediato cuando se aplica en la piel.